Rodilla de Corredor

¿Qué es la rodilla de corredor?

Rodilla de corredor es el término que utilizan los médicos para referirse a una serie de afecciones de la rodilla, como por ejemplo, el síndrome de dolor femororrotuliano y la condromalacia rotuliana. Es la lesión más común entre los corredores como consecuencia de la sobrecarga, pero también puede afectar a otros atletas que realizan actividades que requieren la flexión constante de la rodilla como el ciclismo, el salto o el esquí.

La rodilla de corredor se produce cuando la rótula se desplaza de manera incorrecta a lo largo de la hendidura del fémur, conocida como surco femoral, cuando se dobla y se estira la rodilla. En las rodillas sanas, la rótula descansa sobre el surco femoral y se desplaza con facilidad hacia arriba y hacia abajo cuando usamos la rodilla. Pero cuando la rótula está fuera de lugar, puede irritar el surco femoral y desgastar el cartílago que se encuentra debajo de la rótula, y producir dolor en la rodilla.

¿Cuáles son los síntomas de la rodilla de corredor?

El síntoma más común de la rodilla de corredor es la sensibilidad o el dolor a ambos lados de la rótula, generalmente hacia el centro o la parte posterior de la rodilla donde se juntan la rótula y el fémur. Además, la rodilla puede hincharse.

Generalmente, el dolor es más intenso cuando se dobla la rodilla, por ejemplo, al caminar, arrodillarse, agacharse o correr. La rodilla de corredor también puede ocasionar dolor al caminar o correr en pendiente descendente o incluso al bajar una escalera. También puede sentirse dolor al estar sentado mucho tiempo con la rodilla flexionada, como ser en el cine.

En algunos casos, la persona que tiene rodilla de corredor puede experimentar una sensación de estallido o chasquido, o de que la rodilla está fallando.

Si pasa un tiempo sin tratarse, esta afección puede dañar el cartílago de la rodilla y acelerar la aparición de artritis.

¿Cómo se diagnostica la rodilla de corredor?

Si consultas a un médico por tener dolor en la rodilla, éste revisará tu historia clínica y te hará preguntas acerca de los síntomas que experimentas y las actividades que realizas. Asegúrate de informarle si has incrementado la cantidad de actividad física y con qué frecuencia la desarrollas.

Este probablemente revise la alineación de la rótula, el muslo y la parte inferior de la pierna, y la amplitud de movimiento. También revisará la rótula para detectar signos de sensibilidad o luxación. Puede pedirte que te agaches, saltes o te recuestes para poder evaluar la fortaleza y movilidad de la rodilla.

En algunos casos, el médico puede pedir estudios, como radiografías o resonancias magnéticas (IRM), para ver si existe algún daño en la estructura de la rodilla o en los tejidos conectados a ella.

¿Qué produce la rodilla de corredor?

La rodilla de corredor puede producirse por varios motivos, en general relacionados con los músculos y los huesos de la pierna. Algunas de las causas más comunes son:

  • Un traumatismo directo en la rodilla. Caerse sobre las rodillas o golpearse puede dislocar la rótula o desplazarla fuera de lugar, lo que hace que se deslice de manera incorrecta por el surco femoral.
  • Entrenamiento excesivo o sobrecarga. La flexión continua de la rodilla puede irritar los nervios que rodean la rótula y distender los tendones al punto en que duele.
  • Desalineación de la rótula. Si la rótula está desalineada, ciertas actividades como correr o andar en bicicleta pueden desgastar el cartílago de la rótula (condromalacia patelar) y producir dolor e irritación en el hueso subyacente y en el cartilago articular.
  • Músculos de la pierna débiles o contracturados. Los músculos isquiotibiales y de la pantorrilla contracturados pueden aplicar presión excesiva en la rodilla cuando corres, y el cuadriceps, si débil puede producir desalineación de la rótula.
  • Problemas del pie. El pie plano, también llamado arco vencido, puede estirar los músculos y los tendones de la pierna y causar dolor en la rodilla.

¿Cómo evitar la rodilla de corredor?

  • La buena noticia acerca de la rodilla de corredor es que puedes tomar precauciones para evitarla. Si vas a realiza una actividad que ejerce mucha presión sobre las rodillas, sigue estos consejos:
    • Debes precalentar y elongar antes de correr o de realizar alguna otra actividad intensiva de la rodilla, y asegurarte de elongar nuevamente cuando termines. Si mantienes los músculos de las piernas fuertes y flexibles, proporcionarán un mejor soporte para las rodillas y será menos probable que se irriten cuando ejercitas.
    • Debes mantenerte en forma. Cuanto mayor sea tu peso, más peso tendrán que soportar tus rodillas a cada paso que hagas. Si mantienes tu peso controlado, puedes minimizar la tensión sobre las rodillas y disminuir la posibilidad de dolor.
    • Debes utilizar zapatillas para correr adecuadas. Compra un buen par de zapatillas para correr, adecuadas al tamaño de tu pie, con mucho soporte y reemplázalas por un par nuevo cuando estén gastadas o las suelas comiencen a perder la forma. Si tienes pie plano, considera usar plantillas ortopédicas hechas a medida.
    • Trata de correr sobre superficies suaves y planas. Las superficies de asfalto y cemento generan una tensión adicional sobre las rodillas. En la medida de lo posible, trata de correr sobre césped, tierra o sobre una pista sintética que tenga una superficie más suave. Correr en pendiente descendiente en línea recta también puede generar molestias en las rodillas. Debes bajar las pendientes, caminando o corriendo, en zig zag.
    • Debes incrementar la intensidad de los ejerciciosgradualmente. Debes ir aumentando gradualmente la distancia del recorrido a la que quieres llegar. Si estás acostumbrado a correr solo una milla aproximadamente, no intentes correr 5 millas de repente. Hazlo gradualmente con una serie de pasos intermedios.
    • Si ya has padecido de rodilla de corredor, utiliza una rodillera cuando hagas ejercicio

Fuente: http://kidshealth.org

Piedica® es una empresa italo/mexicana que ofrece Tratamientos para Dolor de Pies, Tobillos, Rodilla, Cadera y Espalda en toda la República Mexicana con la mejor atención personalizada y con la más alta tecnología.

Somos los únicos en el mercado que obtenemos información del comportamiento biomecánico de los pies de altísima precisión y que se transfieren a un sistema CAD-CAM –Diseño y manufactura por computadora, para elaborar plantillas ortopédicas y poder normalizar el apoyo del pie. Si tienes dolor de pies, rodilla o espalada por problemas biomecánicas y necesitas aliviar el dolor en Piedica® tenemos la solución más adecuada para ti.

Dolores por problemas de diabetes, mucho ejercicio, artritis, pie anciano, deformaciones anatómicas, alteraciones posturales nosotros tenemos la solución.¡Contáctanos! +52(55)55 70 91 19 glorianewell@piedica.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: