¡Cuidado! Descansa tus pies, evita la tendinitis de Aquiles

El tendón de Aquiles se encuentra encima del talón conectándolo además con los dos músculos de la pantorrilla. En diversas ocasiones el tendón se hincha debido a su uso excesivo como caminar, correr, usar tacones o practicar cualquier deporte excesivo, cuando esto sucede se puede desarrollar una afección dolora a la que se le denomina Tendinitis de Aquiles, si este padecimiento no se trata a tiempo se puede convertir en algo crónico paralizando la marcha.
Cuando se detecta un leve dolor es importante acudir al médico, ya que de no hacerlo, el tiempo empeora el problema. Te puedes dar cuenta que existe la posibilidad de que sufras esta lesión si:

-Incrementas tus actividades deportivas de un día a otro
-Realizas deportes como el tenis o básquetbol que requieren movimientos bruscos con los pies
-Tus zapatos no son de la talla adecuada, si son nuevos y rígidos
-Utilizas todo el día tacones y haces cambios bruscos cambiándolos a zapato plano o deportivo sometiéndote a una carga excesiva de ejercicio.
-Correr montañas cuesta arriba
-Problemas de pronación excesiva, es decir, que los pies giran hacia el interior al correr
-Ejercitarse sin calentamiento previo
-Lesiones anteriores relacionadas con el tendón de Aquiles

Entre los síntomas que destacan:

-Inicia con dolor ligero encima del talón y la parte inferior de la pierna, con mayor razón si se realiza alguna actividad deportiva
-Cuando subes escaleras, te acuestas o practicas cualquier ejercicio, el dolor empeora
-Hinchazón
-Si tocas el tendón de Aquiles y existe un sonido al presionar
-Debilidad en la pierna afectada

Una vez que visitas al médico, se determinará el estado del tendón de Aquiles, puede sufrir desgarros parciales o ruptura, pero antes de que esto suceda modifica tus hábitos haciendo ejercicio ligero e incrementando de forma gradual la rutina, evitando cambios bruscos en tacones y zapatos bajos, permite descanso ya sea con ayuda de compresas calientes, hielo, ejercicios para pies y piernas cansadas, estiramientos, de manera que relaje tus músculos y no los sometas a tensiones extremas así la tendinitis de Aquiles mejorará por si solo o se evitará.

 

Imagen

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: