Todo empieza en los primeros pasos

Cuidar de la salud de los pies comienza desde temprana edad, ya que pueden presentarse ciertas anomalías que a la larga tengan como consecuencia una interferencia en el desarrollo psicomotriz en los pequeños de la casa, además, estos problemas en la salud del pie pueden tener efectos secundarios en dolores de tobillos, rodillas o espalda.

Uno de los casos más frecuentes en los niños es el pie plano. Entre los dos y tres años de vida del niño, el arco del pie aún no termina de formarse en su totalidad, sin embargo, entre los cuatro y cinco años es posible identificar este problema y dar tratamiento con plantillas, aprovechando una cierta flexibilidad en la fisiología de los pies durante esta etapa de la infancia.

Entendemos por esta afección una disminución en la altura del arco ocasionando problemas de pisada que pueden generar grandes dolores, pues el soporte del pie, al estar alterado, ocasiona que el eje lineal de tobillos y talones comience a expandirse hacia las extremidades y ocasionar otros problemas como el pie valgo o varo.

Además de dolores, los niños pueden sufrir calambres musculares o dolores al caminar. Lo más recomendable es revisar que el calzado a partir de los cuatro o cinco años tenga el soporte necesario en la base del zapato y sea de materiales flexibles y frescos; además, de ser indispensable el uso de plantillas para corregir el arco del pie.

PIEDICA, cuenta con la línea “Bambino”; creadas con la más alta tecnología para desarrollar la buena formación del pie, distribución de presiones al caminar, dar equilibrio y estabilidad, entre otros muchos beneficios. Cabe resaltar que nuestras sucursales son expertas en el diagnóstico de problemas del pie.

Identificar si los niños tienen pie plano, comienza por la observación. Si notas que camina de forma extraña, tiene algún dolor, malas posturas, no quiere jugar o se queja al hacer deporte; tómalo en cuenta para sospechar de un pie plano.

Como tip, el caminar descalzo por la arena, de puntas y talones o hacer movimientos circulares con el pie puede ayudar como ejercicios para fortalecer la musculatura de la planta de los pies. Recuerda que la edad máxima para revertir este problema es a aproximadamente a los 15 años, no obstante, no dejes pasar más tiempo y #CuidaTusPasos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: